Aguantar Vara (Resiliencia)

Como emprendedores, hemos desarrollado esta habilidad (aguantar vara) a través de los años para lograr el arranque, crecimiento y continuidad de nuestras empresas.

Aunque estamos viviendo una situación inédita, las habilidades que tenemos son la base para salir adelante.

La carga emocional ha sido muy fuerte: familiares y amigos cercanos enfermos, las noticias, el entorno económico, el hartazgo por el encierro, la incertidumbre, todo al mismo tiempo como un torbellino que nos llega por todos los medios posibles.

Esta situación nos puede generar el terrible “hubierismo”: Hubiera aceptado este proyecto, Hubiera rechazado tal cosa, Hubiera …..

El Hubiera no existe, no podemos cambiar lo que ya pasó y menos lo que nunca sucedió. Quiero decir, ni siquiera sabemos cuál Hubiera sido el resultado del Hubiera.

Lo que sí sabemos, es el impacto de las cosas positivas que hemos hecho a favor de las personas que nos rodean, provocadas con nuestro trabajo y esfuerzo.

Y esa, es la base firme sobre la cual cada uno de nosotros necesita reconstruir su empresa, su futuro.

Es fundamental reconocer, que nuestra vida ha cambiado para siempre, esperar que las cosas vuelvan a ser como antes es inocente y riesgoso.

En una semana normal, tengo contacto al menos con 30 personas, de diferentes empresas, contextos y ubicaciones.

Las personas que veo con más energía y ánimo son las que tienen su enfoque en construir un nuevo presente para un nuevo futuro.

Por el contrario los “hubieristas” y “antesistas”, están cada vez más agobiados, tienen todas las estadísticas negativas a la mano y todas las quejas posibles.

Ambos grupos, han sufrido importantes pérdidas personales y profesionales, viven en el mismo país y tienen los mismos retos.

Hoy quiero invitarte a sumarte al primer grupo, el de la energía y el ánimo, la confianza en que podemos construir cosas nuevas, diferentes, para afrontar lo que venga.

Recuerda que tu capacidad de Aguantar Vara, siempre te ha sacado adelante y esta no será la excepción.

Combinada con tu experiencia, la de tu equipo de trabajo, clientes y proveedores, producirás una infinidad de opciones y caminos que puedes aprovechar.

Si no estás tan seguro de tu capacidad de aguantar vara, escribe en una lista todas las situaciones difíciles que has superado en tu vida, a la derecha escribe qué hiciste para salir adelante. Te sorprenderá recordar en una sola lista, todo lo que puedes y sabes hacer para salir adelante.

Abre tu mente a nuevas ideas, cosas que normalmente no hubieras pensado, investiga, pregunta, construye un prototipo de producto o servicio, enfócate en crear, como cuando iniciaste tu empresa.

Como decía el tío del hombre araña, un gran poder implica una gran responsabilidad.

Nuestro poder es aguantar vara y nuestra responsabilidad seguir adelante para que nuestro trabajo genere prosperidad para los que nos rodean.

Recuerda: Aguantar Vara es tu súper poder.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba